Albatros muertos por culpa de nuestros desperdicios

Estas fotografías pertenecen a bebés albatros se sacaron hace unas semanas en el atolón de Midway, una pequeña porción de arena y de coral cerca de la mitad del Pacífico Norte. Los bebés son alimentados por desperdicios que flotan en el oceano, que a su vez comen también sus padres. En esta dieta de basura humana, cada año decenas de miles de polluelos de albatros mueren de hambre en Midway, por la toxicidad y de asfixia.

Para documentar este fenómeno lo más fielmente posible, publicamos las siguientes fotos, donde se pueden encontrar todo tipo de elementos plasticos en los estomagos de los indepensos animales. Desde tapitas de gaseosas, y restos plasticos, hasta encendedores.

One Response

  1. liliana 2 Noviembre 2009

Dejar comentario