Nokia nos presenta la patente de lo que sería una especie de “tatuaje electrónico que vibra“. Se trata de un parche magnético que se adhiere al cuerpo y es capaz de vibrar ante una determinada actividad, por ejemplo al recibir una llamada telefónica.


Es decir el usuario recibiría la vibración o alerta de llamada directamente en su cuerpo, incluso si el teléfono está ubicado a cierta distancia o guardado en un bolso o mochila. El parche no requiere de carga púes se alimenta de la energía emitida desde el propio teléfono y según la gente de Nokia en un futuro esta solución podría tatuarse al cuerpo directamente.

La vibración sería muy silenciosa, y para nada invasiva, según explican en los laboratios de Investigación y Desarrollo de la compañia Finlandesa. Sin duda estamos frente a una potencial tecnología que en un futuro no muy lejano no nos va a sorprender para nada.

¿Qué les parece?

Vía ElMundo.es

Comparte el artículo!

No te pierdas:  Descargar Yo. para iPhone, la app de mensajería más simple que existe